Formación continua

Coordinación de la Formación continua:

P. Fredy Castañeda Zamora, CSsR

En esta etapa se busca mantener viva en los cohermanos redentoristas la conciencia de la necesidad de la Formación continua durante toda la vida. Esto conlleva ser conscientes de la necesidad de cultivar una formación constante y actualizada. Y, a su vez, fomentar tiempos especiales de renovación personal para desarrollar con creatividad las propias aptitudes y el servicio misionero en la Vida Apostólica Redentorista.

Lo anterior se logra a través de estos elementos:

  • determinación, plena y total, de dar la vida por la abundante Redención,
  • solidaridad con la vida y clamor de los más pobres y abandonados,
  • actualización del saber humano y teológico en función de la proclamación del Reino,
  • dedicación generosa que busca, desde y para los pobres, evangelizar y ser evangelizado,
  • integración, creativa y constructiva, de las diversas etapas de la maduración psico-afectiva,
  • exigencia, tenida como norma de vida, por crear un ambiente de apertura-acogida,
  • búsqueda de la excelencia en la relación y trato con los demás,
  • sentido de pertenencia a la Congregación y de unidad con la Iglesia,
  • experiencia de la propia espiritualidad como integradora de la vida y fuente de su sentido,
  • conciencia de tener a Cristo como centro de la vida, personal y comunitaria,
  • amor comprometido al carisma redentorista y deseo de hacerlo siempre vigente,
  • certeza de que la realización personal sólo se consigue mediante la consagración.

 

Retiro Provincial en Tlalpizahuac, Estado de México.
Asamblea Extraordinaria en San Luis Potosí. Marzo 2018.
Translate »